Somos católicos que, en estos tiempos de confusión y caos, nos hemos propuesto recordar las devociones con que la SantaIglesia nos ayuda a perseverar en la Fe.

     Convencidos de que la doctrina católica orienta e inspira a la sociedad temporal, queremos insistir en que las costumbres, la educación, las leyes y las relaciones sociales se rijan por Ella.

     Esto toma particular importancia cuando vemos muchas familias desmembradas por el divorcio, por el flagelo del aborto, por tantas modas excéntricas e inmorales, por vicios  y costumbres paganas que logran una inadmisible aceptación en la sociedad.

Nuestra Señora de Fátima junto a los tres pastorcitos